El Estado invertirá 5.046 millones en trenes y solo 609 en aeropuertos y navegación aérea

Share this post

El transporte aéreo será la cenicienta de los Presupuestos en 2016, donde reina la red ferroviaria de alta velocidad, con 3.679 millones de euros

El Ministerio de Fomento invertirá el año próximo 5.046 millones de euros en ferrocarriles, 2.383 millones en carreteras y solo 609 millones en aeropuertos y equipos de navegación aérea, según ha detallado hoy ante la comisión de Fomento del Congreso el secretario de Estado de Infraestructuras, Transporte y Vivienda y presidente de Enaire, Julio Gómez Pomar. La inversión ferroviaria y en particular el gasto en alta velocidad española (3.679 millones) es la partida reina en la inversión de Fomento. En contraste, es muy inferior la inversión en las infraestructuras de transporte aéreo, a pesar del papel clave del turismo en la economía española y del hecho de que 8 de cada diez viajeros internacionales que llegan a España lo hagan en avión. La oposición afeó a Fomento el déficit en materia de seguridad aérea y ferroviaria y la baja inversión en renovación de equipos de Enaire.

El secretario de Estado detalló que el grupo Enaire, integrado por el gestor de navegación aérea y AENA, a su vez titular de los aeropuertos, realizará una inversión de 535 millones de euros en 2016. De ellos, 85 serán ejecutados por Enaire en el ámbito de la navegación aérea y 450 por AENA en el aeroportuario. Gómez Pomar subrayó la voluntad del Ministerio de Fomento de “avanzar con el resto de la Unión Europeo en el Cielo Único, lo que obliga a converger en prestaciones y tarifas y proporcionar elevados niveles de calidad de servicio y de eficiencia”.

Fomento espera en 2016 un aumento del tráfico aéreo análogo al que se registra en 2015, un año que, según el secretario de Estado, terminará con un movimiento de pasajeros superior a los 208 millones de viajeros de avión en España. Gómez Pomar dijo que en ese contexto, se pretende hacer “un esfuerzo inversor en el mantenimiento del servicio, la calidad del sistema, la seguridad física, los compromisos medioambientales y el desarrollo del sistema automatizado de control de tráfico aéreo” (SACTA).

Respecto a AENA, el secretario de Estado enfatizó la configuración de AENA como “un proveedor aeroportuario de referencia en el mundo”. AENA gestiona en estos momentos 46 aeropuertos y dos helipuertos en España y está presente en otros 15 internacionales.

Ninguno de los diputados que han intervenido hoy en la comisión de Fomento interpeló al secretario de Estado y presidente de Enaire por el conflicto que vuelve a enfrentar a la Administración con el colectivo de los controladores aéreos, que reclaman la anulación del despido y las sanciones disciplinarias aplicadas a un profesional de Santiago y otros 61 de Barcelona como resaca tardía del caos aeroportuario de 2010.

Sin embargo, la oposición y en particular el grupo Socialista fueron muy críticos con la privatización parcial de AENA. “Ustedes han regalado AENA”, le espetó al secretario de Estado el socialista Juan Luis Gordo. “Cómo van a revertir la situación de AENA con esos seis mil millones que han regalado ustedes”. Los diputados de la oposición reprocharon al Gobierno “un gran déficit en materia de seguridad aérea y ferroviaria” y la falta de una mayor inversión para renovación de equipos por parte de Enaire.

En contraste con lo que sucede en el ámbito del transporte aéreo, la apuesta por la alta velocidad ferroviaria en España se traduce en importantes inyecciones inversoras en los corredores del Mediterráneo (1.343 millones de euros, que incluye conexiones con Europa desde Barcelona) y del Norte (1.018 millones, con inversiones en Asturias y en el País Vasco). La alta velocidad incluye también proyectos de conexión para Valladolid, León y Palencia.

El secretario de Estado enfatizó este miércoles que los Presupuestos del Estado para 2016 hacen una apuesta por la seguridad ferroviaria, con una dotación de 400 millones para instalaciones de seguridad, comunicaciones, mejoras del sistema asfa digital y supresión de pasos a nivel. Además, se dotan nuevos fondos para la creación de la agencia estatal de seguridad ferroviaria, que tendrá presupuesto propio.

 

Share this post

No comments

Add yours