Avion de Air Europa en vuelo. Fotografía: ATCpress

Proyecto Iris: satélites para una nueva era en las comunicaciones aeronáuticas

Share this post

 

Inmarsat, principal proveedor mundial de comunicaciones móviles vía satélite, ha sellado un acuerdo con la Agencia Espacial Europea (ESA) para mejorar la gestión del tráfico aéreo en Europa con una nueva generación de enlaces de datos por satélite. Esta tecnología se utilizaría, entre otras funciones, para establecer conexión entre la aeronave y la torre de control y mejorar las comunicaciones entre los pilotos y los controladores aéreos. Bajo el programa Iris Service Evolution, Inmarsat está a la cabeza de un consorcio con más de 30 compañías líderes en aviación para desarrollar una hoja de ruta que responda a las necesidades de la industria, informó la compañía durante el congreso mundial sobre tráfico aéreo (World ATM Congress) celebrado en Madrid entre el 8 y el 10 de marzo. En esencia, el objetivo es avanzar en las comunicaciones mediante enlaces de datos vía satélite que permitan comunicaciones fluidas por escrito entre los pilotos y los controladores aéreos y superar las limitaciones de las comunicaciones verbales.

El programa se centra en el uso de tecnología por satélite para mejorar los enlaces de datos en el campo aeronáutico, lo que permitiría una actualización constante en los planes de vuelo incluso con el aparato aún en ruta. Esto posibilita optimizar el espacio aéreo europeo y la capacidad de los aeropuertos, además de reducir las horas de vuelo, el consumo de combustible y la contaminación.

Iris Service Evolution apoya el programa tecnológico SESAR que se desarrolla al amparo del proyecto común del Cielo Único europeo para una nueva generación en la gestión del tráfico, cuyo objetivo es responder a las demandas y desarrollos requeridos para instaurar un sistema de aviación de alto rendimiento en Europa. Leo Mondale, presidente de Inmarsat Aviation, asegura que “la gestión del tráfico aéreo está bajo una gran presión. No hay duda de que la digitalización de las comunicaciones en cabina es una cuestión vital de cara al futuro. Esto posibilitará que las compañías mejoren la utilización de los datos. Iris marcará una nueva era en la industria de la aviación y sus comunicaciones”, enfatizó.

Mondale sostiene que el proyecto Iris colocará a Europa en la vanguardia de la gestión del tráfico aéreo y las comunicaciones aeronáuticas vía satélite. Recordó que Inmarsat ya fue pionera desde hace 25 años en los enlaces satelitales en áreas oceánicas y que ahora esa experiencia se traerá al área continental europea.

Por su parte, Magali Vaissiere, director de Telecomunicaciones y Aplicaciones Integrales de la Agencia Espacial Europea, afirma que Iris permite una gestión del tráfico más seguro tanto para las aerolíneas como para los pasajeros. “Es un ejemplo perfecto de cómo las compañías y las instituciones pueden crear soluciones técnicas efectivas para mejorar nuestro día a día y hacer que las empresas europeas sean más competitivas en el mercado”, concluye.

El consorcio de Iris Service Evolution reúne a los principales exponentes en gestión del tráfico aéreo, transporte, aeronáutica y comunicaciones vía satélite y de él forman parte proveedores y compañías de trece países distintos. Los países involucrados a través de proveedores de navegación aérea, fabricantes de aviones, universidades o empresas tecnológicas son, además de España a través de Enaire y de la empresa Indra, Estados Unidos (Boeing), el Reino Unido (Inmarsat, Helios, Thales-UK, CGI-UK y Honeywell-UK), Francia (Airbus), Noruega (Avinor, SINTEF), Países Bajos (CGI-NL, SITA-NL), Italia (Alitalia, ENAV, Next, Thales Alenia Space, Wilser), Irlanda (Airtel), Alemania (DLR), Austria (Frequentis y la Universidad de Salzburgo), la República Checa (Honeywell-CZ), Igassu Software Systems, Evolvsys) y Portugal (GMV).

Share this post

No comments

Add yours